sábado, 14 de octubre de 2017

El América se llevó el primero de los dos Clásicos ante Cruz Azul

El América se llevó el primero de los dos Clásicos ante Cruz Azul, al que le quitó el invicto en casa, además de recuperar el subliderato del Apertura 2017.

Las Águilas soportaron el embate inicial de La Máquina para luego desplegar sus alas y solventar el cotejo con goles de Darwin Quintero, al 18'; de Oribe Peralta, al 23', y de Matheus Uribe, al 90'.

El conjunto cementero reaccionó al 79', con un penal bien cobrado por Édgar Méndez.

Este partido también significó el regreso del futbol a la Ciudad de México, tras el sismo del 19 de septiembre, y la vuelta al Azul para los celestes, luego de casi un mes sin jugar en casa.

Los dirigidos por Paco Jémez salieron con todo sobre un América que no se desesperó, pues poco a poco frenó a La Máquina.

Entonces aparecieron los habilidosos del conjunto azulcrema que hallaron cualquier cantidad de huecos en una media cancha con poca recuperación.

Sin el lesionado Francisco Silva y con Gabriel Peñalba en la banca, Rafael Baca batalló para hacerse del balón, acompañado por un Christian Giménez con hambre pero sin ser efectivo y con un Ángel Mena lejos de su mejor nivel físico, que le cobró factura al salir al 27', por molestias.

Por eso, Quintero metió el acelerador por el centro e hizo pared con Oribe Peralta, para ingresar al área y batir al arquero Jesús Corona.

El "Cepillo" aparecería poco después sin marca para hacer el segundo.

Al 43', Peralta se quedó cerca de ampliar la ventaja, con un cabezazo al travesaño.

Los celestes volvieron a la carga en el complemento pero Agustín Marchesín se encargó de apagar la reacción.

Al 57', el portero azulcrema tapó, a dos tiempos, un potente disparo de Felipe Mora de media vuelta.

Entonces Paul Aguilar derribó a Víctor Zúñiga en el área y Méndez, hasta entonces desaparecido, hizo válida la pena máxima.

Cuando parecía que La Máquina podía buscar el empate, se quedó con uno menos al 88', tras doble amarilla a Adrián Aldrete, quien bajó a Quintero.

Dos minutos después, Uribe robó el balón en zona baja y se quitó a un rival antes de cruzar el balón para ponerle cerrojazo al triunfo azulcrema.

De esa forma se murió Cruz Azul, que si bien marcha seis de la tabla, podría salir de la zona de Liguilla, instancia en la que no se mete desde hace tres años.

Por su parte, América enseñó que está para grandes cosas y es segundo de la Liga, con 23 unidades, esperando a Chivas el miércoles en el Clásico Nacional, para luego volver a ver a La Máquina el martes 24 en Octavos de Copa, en el Estadio Azteca.